TAROT, CULTURA Y SENTIDO COMÚN

Noticias

Post Top Ad

Your Ad Spot

30 de enero de 2018

Descifrando Series - Mindhunter.

Mindhunter


He terminado de ver la primera temporada de la serie Mindhunter, estrenada por Netflix el pasado mes de octubre y la verdad es que no tengo ninguna pega que ponerle. Inicialmente pensé que me iba a aburrir con tanto diálogo pero pronto me di cuenta que justamente allí estaba toda la gracia. De todas formas entiendo que esta característica pueda resultar negativa para quien espere una gran serie de acción y detectives con persecuciones y cosas así porque aquí la cosa va claramente por otros derroteros. La historia se inclina más hacia un menú psicológico en donde nos retrotraemos a la época de los setenta cuando en las oficinas del FBI se empezaba a gestar una nueva sección destinada al análisis conductual de criminales ultra peligrosos. Tenemos la oportunidad de ver paso a paso la forma en que nació este nuevo experimento y la forma en que sus integrantes se conocen construyendo así, creo que acertadamente, el perfil psicológico de estos cazadores de mentes, algo esencial para entender el choque de fuerzas que se produce en las entrevistas que realizan a tétricos criminales en donde el ambiente se transforma en un ajedrez mental.


La Ciencia del Comportamiento se luce en esta serie porque nos ayuda a entender las raíces más tempranas de la mente criminal y que se relacionan con un lado sombrío que todos parecen tener en mayor o menor medida, lo que despierta dudas y genera una profunda reflexión: más allá del crimen en sí, a nivel mental ¿qué hace la diferencia entre una persona normal y un criminal? visionando la serie queda claro que los detalles, pequeñas desviaciones que descontroladas emergen a veces como la figura del asesino organizado o el que es completamente anárquico e irracional. Los protagonistas, los agentes del FBI Holden Ford y Bill Tench junto a la rezagada colaboradora Wendy, son los encargados de entender esos detalles y organizarlos para encontrar un patrón, algo que les permita anticipar el avance destructivo de otros psicópatas. Sin embargo el trabajo no está exento de peligros y de un peligroso andar por las vías de la propia locura, algo que se hace evidente en el caso del impávido y recatado Holden que comienza a mutar durante todo el proceso, adquiriendo herramientas de sus propios entrevistados para cazarlos y obtener así una confesión. Por eso mismo y para saborear los matices es esencial mirar las escenas y poner atención extrema en los diálogos porque ahí está la clave para entender el pedazo de serie que se ha mandado David Fincher en un guión que recuerda sus mejores trabajos cinematográficos mezclado con algo que en lo personal disfruto, como es una buena y profunda serie intelectual psicológica.

Anécdotas hay un par, como el momento exacto en el que se inventó la categoría "Asesino en serie" o los problemas que enfrenta la nueva división del FBI para hacerse entender en un medio y época en donde hablar de ciencia del comportamiento era como hablar en chino. Queda también esa sensación de valentía y entusiasmo que uno podría relacionar con los superhéroes pero pronto nos damos cuenta que aquí lo que prima son los seres humanos con luces y sombras, deslizándose la idea de que por muy bueno que sea el cazador siempre habrá dentro de él un poco de aquello que caza, creándose así una nueva preocupación y que es entender cúal es el límite moral y ético para atrapar a un asesino. Cosa que por supuesto recién se empieza a dibujar y que entiendo se seguirá desarrollando en la segunda temporada ya confirmada por los ejecutivos del gigante del streaming.

En uno de los diálogos de la serie alguien dice "si quieres trufas, debes meterte en la mugre con los cerdos" y eso es lo que seguiré haciendo cuando vuelva la segunda temporada de Mindhunter, no solo para entender a los psicópatas sino también para entender aquel lado sombrío que todos tenemos. Una serie no apta para debiluchos de mente.


Puedes ver la serie en Netflix AQUÍ.

Otras reseñas de series que podrían interesarte

Stranger Things o como perderse en un plano astral AQUÍ.
American Gods, dioses y algo más AQUÍ.
Black Mirror, lo peor de nosotros AQUÍ.
Dark, un misterio atemporal AQUÍ.
Más series AQUÍ.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post Top Ad

Your Ad Spot